Baterías de Grafeno: El Futuro de Los Coches Eléctricos

Baterías de Grafeno El Futuro de Los Coches Eléctricos

Los coches eléctricos son una de las más grandes innovaciones del futuro próximo en términos energéticos y ambientales. Las investigaciones están focalizadas hacia unos medios de transporte menos contaminantes y alimentados por fuentes renovables. Sin embargo, el principal inconveniente relacionado con el sector automovilístico, se encuentra en la batería, que es de corta duración, lenta y difícil de cargar, sobre todo por la escasez de los postes de distribución de energía eléctrica. Por esta razón, los investigadores (coreanos principalmente) están trabajando para encontrar la tecnología que permita tener siempre más coches eléctricos eficientes. De hecho, el Instituto Gwangju de Ciencia y Tecnología de Corea del Sur está desarrollando baterías basadas en un nuevo material: el grafeno.

¿¿Qué es el grafeno??

Producido a partir de grafito, es decir, del carbono, tiene la resistencia mecánica del diamante y la flexibilidad del plástico. Las láminas de grafeno son más ligeras, más delgadas y tienen el grosor de un átomo. Ademas son un excelente conductor de electricidad, de calor y producen sólo agua como residuo.

Este material fue descubierto en 2004 por dos físicos rusos, Andréi Gueim y Konstantín Novosiólov, de la Universidad de Manchester. Tras los problemas encontrados en su aplicación, los dos físicos han logrado construir el denominado grafeno de doble capa, más resistente y flexible. Gracias a estos revolucionarios descubrimientos recibieron el Premio Nobel en 2010.

Actualmente las baterías más eficientes son las de iones de litio, sin embargo los ingenieros están estudiando la posibilidad de crear supercondensadores capaces de cargar más rápidamente. El problema es que los supercondensadores aunque tarden menos en cargar respecto a los iones de litio, se descargan con más facilidad. Por lo contrario, el grafeno parece reunir las ventajas de ambos. Se comporta como los iones de litio en la capacidad de almacenar energía, pero se descargan lentamente y se vuelven a cargar de forma rápida.

Coches Eléctricos

Los investigadores coreanos están estudiando una forma de grafeno que sea altamente porosa y que tenga una superficie interna amplia. A través de un particular proceso (a base de hidrazina), las partículas de óxido de grafeno se reducen hasta formar un polvo (el polvo de grafeno), que posteriormente viene tratado a 140 grados y puesto bajo presión (300 kg por centímetro) durante cinco horas. A partir de este procedimiento se obtiene un producto que garantiza una mayor densidad (64kwh por Kilo) y una densidad de corriente de 5A por gramo.

Utilizar grafeno en una batería de coche eléctrico quiere decir tener las mismas características de una de iones de litio, pero con la ventaja de ser capaz de volver a cargarse más rápidamente. Se habla incluso de 16 segundos, frente a las horas de las baterías actuales. Otro extraordinario descubrimiento de este material es la capacidad de mantenerse igual en el tiempo. Los investigadores, de hecho, han comprobado que a pesar de que el producto se haya descargado y cargado miles de veces, su eficiencia se ha mantenido casi constante.

Corea del Sur no es el único país que está realizando estudios sobre la producción de una batería de grafeno. También en España, la empresa Graphenano (fundada en 2012 con sede en Yecla), ha presentado recientemente, en colaboración con la Universidad de Cordoba, de Ciudad Real y Chint Electric un primer prototipo de batería de grafeno que se recarga en 8 minutos.

Más de Riccardo Cannella

Ladislao José Biró: El Inventor de Bolígrafo

Una simple palabra “Google” escrita con un bolígrafo, como los que utilizamos...
Leer Más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *