Qué Es y Cómo Funciona el Ramadán

Ramadán

El pasado 29 Junio, con la aparición del primer cuarto creciente de la luna nueva del primer día del noveno mes del calendario lunar musulmán, ha comenzado el Ramadán, el mes sagrado en el que se requiere el ayuno, la oración, el perdón y la caridad. El comienzo varía cada año ya que el calendario sigue las fases lunares e implica mover este mes de un año a otro a pesar de la palabra, que traducida literalmente, significa “mes caliente”.

Para saber cuándo inicia el mes de ayuno muchos musulmanes todavía dependen de la observación del cielo o de los datos astronómicos. Cuando la luna creciente aparece en el cielo “Hilal” el mes de Ramadán tiene su comienzo. El final del mes (que dura 29 o 30 días) está marcada por la luna nueva, o “Shawwal“.

El Ramadán fue establecido para conmemorar el momento en el que Dios reveló a Mahoma los primeros versos del Corán, a través del arcángel Gabriel. De acuerdo con la tradición, el ayuno, que incluye tanto la comida como el agua, comienza en el momento en que “es posible distinguir un hilo blanco de uno negro“. En los países islámicos, el comienzo del ayuno es anunciado por los almuédanos (o muecínes) que llaman a la oración de la mañana (Al Fajr), y termina con la oración del atardecer (Al Magrib). Después comienza el “Iftar”, la cena para compartir con la familia.

El ayuno en el mes del Ramadán, que debe ser respetado por todos los musulmanes que han pasado la edad de la pubertad y que están mental y físicamente saludables, es uno de los cinco pilares del Islam y fue establecido por Mahoma en el segundo año de Hégira (622 dC), el período en el que huyó de las tribus hostiles de la Meca a la ciudad de Medina (en la época Yathrib). Para fortalecer el espíritu y la moral de los nuevos creyentes, el profeta estableció el ayuno para recordar a todos aquellos que no tenían nada para comer. En este período, de hecho, a todos los musulmanes se les pide también realizar obras de caridad, especialmente hacia los pobres. Según la tradición, durante este mes se abren las puertas del “Yanna” (el Paraíso) y los de “Yahannam” (el fuego del Infierno) se cierran. Por tanto, es el tiempo para agradecer a Dios todas las bendiciones recibidas.

Muchos, también, eligen este mes para ir en peregrinación a La Meca (Arabia Saudita), obligatorio al menos una vez en la vida para todos los musulmanes. Para la ocasión, la Gran Mezquita de La Meca se ha actualizado y modernizado: además de haber ampliado el área alrededor de la “Casa de Dios” para dar cabida a 130 mil peregrinos por hora en lugar de los actuales 50 mil, ha casi completado un sistema para que cualquier persona con su smartphone pueda descargar el Corán in situ en 72 idiomas y compartirlo en tiempo real en las redes sociales.

El mes de Ramadán termina con el “Eid al-Fitr” literalmente “Fiesta de la ruptura del ayuno”, la segunda festividad más importante de la religión islámica después del “Eid al-Adha”. La fiesta, que suele celebrarse generalmente los primeres días del “Shawwal” (el primer día del décimo mes del calendario musulmán), marca el final del Ramadán, y con ella el final del período de ayuno. Los musulmanes rezan juntos, vuelven a comer y se intercambiar regalos.

More from Riccardo Cannella

Las Baterías Que se Cargan en un Minuto

Baterías de iones de aluminio que se cargan en un minuto y...
Leer Más

1 Comentario

  • Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *