Viajar para Fotografiar

Viajar para fotografiar

 

Así dicho queda un poco raro. Además rima, con lo que suena más raro aún. Yo viajo para hacer fotografías. ¿Sólo para eso?, diréis. Pues sí, sólo para eso, nada más, pero nada menos también. Para que no quede tan desilusionante la cosa habría que hablar entonces de qué eso de “hacer fotografías”, ¿verdad?

A un reputado fotógrafo le preguntaron un día porque hacía fotos, y su respuesta fue “hago fotos porque me gusta ver cómo es la vida a través de las fotografías“. Que atinado. Se trata de hacer fotos no tanto para mostrar lo que vi, sino más bien para tratar de mostrar lo que sentí cuando compartía risas con esos niños en la costa de Vietnam, o admirando el desierto de Wadi Rum con un par de beduinos jordanos, o cuando casi me animo a recoger coquinas con esas mujeres en una playa de Normandía.

Entonces “viajar para fotografiar” resulta ser una actividad mucho más compleja, porque requiere ciertos matices, como la empatía o la sensibilidad, para ir más allá del insustancial retrato ante una estatua, monumento, templo, o lo que sea.

La ventaja de viajar para fotografiar es que además podemos aprovechar para muchas otras cosas, porque no es una actividad exclusiva. Podemos, por ejemplo, comprobar lo diferente que es la luz a uno y otro lado del planeta. Un amanecer en la boliviana Isla del Sol no tiene nada que ver en cómo se dibuja el horizonte cuando salen los primero rayos del sol en la isla de Phuket, en Tailandia. Es un ejemplo de una muestra casi infinita.

También podemos aprovechar para conocernos a nosotros mismos, aprender cosas (muchas cosas!), ponernos a prueba, conocer, experimentar, desdibujar y trazar nuestra trayectoria vital, cargarnos de adrenalina, quitarnos el miedo al miedo, o, simplemente, estar vivo y ser feliz.

¡Ah!, se me olvidaba. También podemos aprovechar, entre foto y foto, para probar las cervezas de aquellos países que visitamos. ¡¡A mí me encanta!!

Etiquetas de la entrada
, , ,
Escrito por
More from Pablo Albella

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.